-- Estación Torreón
-- Museo del Ferrocarril
-- HISTORIA DEL FERROCARRIL EN MÉXICO
-- LAS PRIMERAS LINEAS
-- Nacionales de México
-- Ferromex Torreón
-- PRESIDENTES MUNICIPALES DE TORREON (1o al 5to)
FOTOS
PRESIDENTES MUNICIPALES DE TORREON (6o al 10)
-Plano Tranvías 1908
--MAS FOTOS Y LIBRO---
Gomez Palacio
Anuncios 1905
Anuncios 1893
Catálogo Locomotoras 1890-1921
--BIBLIOGRAFIA
--Enlaces--
La Revolución en La Comarca Lagunera
ACUARELAS
Leyenda?
FOTOS 3D
EFEMERIDES COAHUILENSES

TOUR VIRTUAL MUSEO
 
-- PRESIDENTES MUNICIPALES DE TORREON (1o al 5to)
   
   
Imagen
BREVES ORÍGENES DE TORREÓN.
Cuando los conquistadores surcaron los horizontes norteños, las tierras coahuilenses estaban habitadas, principalmente, por algunas tribus más o menos permanentes, ya que otras eran nómadas. Según dice D. Vito Alessio Robles, en la Región Noreste habitaban los Tobosos; la Noroeste, los Coahuiltecos; la Suroeste, los Iritilas; al Sureste,los Cuauchichiles, y la parte donde se encuentra Torreón, los Zacatecos.
Por el año de 1566 el religioso Fray Pedro Espinareda, recorrió las márgenes del Río Nazas hasta la Laguna de Mayrán cercana a Parras, "... siendo un lugar hermoso y poblado de árboles y vides silvestres, había grupos de naturales".
Cuando el Obispo de la Nueva Galicia Mota y Escobar, hizo un recorrido pastoral hasta Santa María de las Parras y el Saltillo, narra en 1601-1605 en su libro Descripción de la Nueva Galicia, varios episodios, y señala la existencia de poblados a las márgenes del Nazas, como San Pedro, San Ignacio y otros, encontrando varios linajes, como: Mexues, Irritilas, Zacatecos, Pachos, Guazahuayos y Colas entre otros.
Uno de los primeros latifundistas de tierras coahuilenses, que abarcaban desde las cercanías de Saltillo hasta la Comarca Lagunera, fue el Cap. D. Francisco de Urdiñola, por los años de 1589 en adelante, quedando sucesivamente las tierras de su propiedad, a su descendencia femenina, ya que no tuvo hijos varones, y que al casarse su nieta, se inició la serie de Marqueses de San Miguel de Aguayo y Santa Olalla, siendo el primero el General D. Agustín de Echeverz y Subisa, casado con la heredera Doña Francisca de Valdés Alceaga y Urdiñola.
El segundo Marqués fue D. Joseph Azior y Virto de Vera, casado con la heredera Doña Ignacia Xaviera Echeverz Valdés y Urdiñola; pasando posteriormente las tierras al matrimonio formado por la heredera Doña María Josefa de Azlor y Echeverz, y el Marqués tercero D. Francisco de Valdivielso. Posteriormente, el cuarto Marqués fue D. Pedro Ignacio Valdivielso y Azlor, casado primero, con Doña Gertrudis Sánchez de Tagle, y segundo con Doña Ana Gertrudis Vidal de Lorca. Después y siguiendo la sucesión, las propiedades pasaron al quinto y último Marqués Don José María Valdivielso y Azior de Vidal y Lorca.

FAMILIA SÁNCHEZ NAVARRO.

Estos latifundios fueron adquiridos por la familia Sánchez Navarro, con su primer propietario el Canónigo D. José Miguel Sánchez Navarro, hijo de Don Cristóbal José Sánchez Navarro y Doña Ana Rafaela Rodríguez. El Canónigo hizo su testamento en 1809, radicado entonces en Monclova, Coah. Varios sobrinos fueron los herederos. Sus albaceas fueron sus sobrinos: José Melchor Sánchez Navarro y Juan Ignacio de Arizpe. Entre la larga lista de propiedades, se mencionan: San José de la Laguna; la Hacienda de San Ignacio del Tapado.-Posteriormente el Lic. D. Carlos Sánchez Navarro y Berain, en nombre propio, en el de su madre, ya viuda, y de su hermano Jacobo, compró a la firma Baring y Compañía, por medio del apoderado de esa Compañía, Maning y Marshall, los créditos que las firmas inglesas tenían con el Marquesado de Aguayo.
Unos años después de la compra de los créditos del Marquesado, los señores Sánchez Navarro no podían dar cumplimiento a sus deudas. A la firma de Baring y Compañía, todavía le debían treinta mil pesos, más otros adeudos, que les obligaron a vender algunas haciendas: Una de ellas fue la del Rosario a Don Rafael Aguirre, en $148,000.00; otra, la Estancia de Agua Nueva, a Don Bruno Lozano, en $135,000.00; la Hacienda de San Lorenzo de la Laguna, a los señores D. Leonardo Zuloaga y D. Juan Ignacio Jiménez, en $80,000.00.
Imagen
TIERRAS DONDE SE FUNDO TORREÓN.
Sobre la venta de las tierras donde después se fundaría Torreón, Gómez Palacio, etc., que les fueron vendidas a Zuloaga y Jiménez, se firmó la escritura respectiva el 24 de Abril de 1848, en la Ciudad de Saltillo, Coah. (véase Torreón en las Letras Nacionales).
Don Leonardo Zuloaga era natural de Vizcaya, España, donde vio la primera luz a principios del Siglo XIX, viniendo a México junto con sus hermanos Pedro y Ramón, por los años de 1822 a 1825, comprando su primer latifundio: Santa Ana de Hornos, en Parras. En ese lugar contrajo matrimonio con la señorita Doña Luisa Ibarra Goríbar, hija de Don Manuel Ibarra y Doña Isabel Goríbar y Santos Coy, por el año de 1829, cuando ella tenía solamente 17 años de edad.
Pronto se separaron D. Leonardo Zuloaga y D. Juan Ignacio Jiménez. Se dividieron las tierras, quedando Jiménez con las del lado de Durango a partir del Río Nazas, y Zuloaga con las de Coahuila. A principios del año de 1850, Don Leonardo inició los trabajos de una presa en un punto llamado El Carrizal, y para su realización nombró como Administrador a D. Pedro Santa Cruz, quien por instrucciones precisas de Zuloaga, construyó Cuatro Bardas formando una Cuadra con una superficie de Cien varas por lado, con entrada por el lado Oriente. En la esquina Sureste de la cuadra se construyó un Torreón, desde el
que se vigilaban las aguas y la construcción de la presa, así como la construcción de canales para riego de las tierras. El siguiente año de 1851, Zuloaga nombró Administrador a D. Juan Lobo del Valle, quien estableció su vivienda en el Torreón.
En 1853, Zuloaga encomendó a su primo Juan Francisco Fierro, los trabajos de la presa y el canal del Coyote. Las tierras eran feraces y con abundante agua de riego, se aseguraban abundantes cosechas. El Señor Zuloaga y su esposa Doña Luisa, preferían vivir en su casa de la Hacienda de Hornos, y viajaban con alguna frecuencia a supervisar sus propiedades de la Hacienda de San Lorenzo de la Laguna, El Torreón.
El Señor Zuloaga no disfrutó mucho de sus bienes, pues el 20 de febrero de 1865, dejó de existir, sepultándosele en el Panteón de Santa María de las Parras, donde estaban los restos de los familiares de su esposa.
El 4 de Septiembre de 1868 llegó una extraordinaria creciente del Río Nazas que arrasó el Torreón, que después fue construido de nuevo en otro lugar menos peligroso, al pie del Cerro de la Cruz.
Doña Luisa Ibarra Vda. de Zuloaga tenía muchos problemas que le hacían ¡a vida pesada, ya sin el apoyo de su esposo. El manejo de las tierras representaba muchos gastos y en Saltillo le abrieron algunos créditos los señores D. Guillermo Purcell y Don Juan E. O. Sullivan, con garantía del Rancho El Torreón. Por el año de 1870 consiguió nuevos créditos en la Ciudad de México con la Casa Agustín Gutheil y Cía., con garantía de la Hacienda de San Antonio del Coyote. En 1882, Gutheil compró los créditos de la Casa del Saltillo, por conducto de su apoderado D. Gualterio Hermann.
Por el año de 1879, la Señora Ibarra cedió a su Administrador General, D. Mateo Lapatza, la Hacienda de la Concepción en cuarenta mil pesos. También vendió al agricultor duranguense D. Eduardo Avila, los ranchos: Alamito, Jaboncillo, Santa Teresa en ciento cincuenta mil pesos. Al veracruzano D. Juan Martínez Zorrilla, le vendió los ranchos de San Marcos y San Juan.
El 24 de Agosto de 1883, el Señor Don Andrés Eppen, representante de la firma Sucesora de la Casa Gutheil, que representaba ampliamente D.Gualterio Hermann, consiguió que la Señora Doña Luisa Ibarra Vda. de Zuloaga, autorizara la Cesión de los terrenos necesarios para el derecho de vía del Ferrocarril y la construcción de una Estación para el mismo, en tierras pertenecientes al Rancho el Torreón. El 23 de Agosto de 1886, se firmó la escritura de venta de varias de las propiedades de la Señora Ibarra. Sus adeudos eran tan grandes que no le quedaba otro recurso, y así fue como la Firma Rapp, Sommer y Compañía, Sucesores de D. Agustín Gutheil y Cía., adquirieron en Doscientos veinte mil pesos, /as siguientes propiedades: El Torreón con sus ranchos El Tajito, San Antonio de los Bravos y San Luis, y además la Hacienda de San Antonio del Coyote, con sus ranchos El Hormiguero, Solima, Guadalupe, Purísima, Soliz y Granada. Así se desvaneció un latifundio que llegó a tener el Señor D. Leonardo Zuloaga y su esposa Doña Luisa Ibarra de Zuloaga, que tenía una extensión de 526,238 hectáreas.

En octubre de 1886 murió Doña Luisa Ibarra de Zuloaga, siendo sepultada en su tierra natal de Parras, al lado de su esposo Don Leonardo.
Ese es, brevemente descrito, el origen de las tierras de la Comarca Lagunera, donde se fundaron Torreón, Gómez. Palacio, Dgo. y otros lugares. Todos conocemos en la Historia de Torreón, que tuvo por fundador principal a D. Andrés Eppen Ascherborn, y cuyo primer trazo de la Colonia del Ferrocarril, realizó el Ing. y Arq. D. Federico Wulff Olivarri, (la historia de estos dos personajes y otros más, pueden leerse en Torreón en las Letras Nacionales.
El 23 de septiembre de l883, pasó el primer tren del Ferrocarril Central por un Villorio llamado Torreón, el Central construyó 1970 km de vía en 1,388 días con un promedio diario de un kilómetro y medio, así también incluyendo la inactividad por los obstáculos tanto físicos y políticos.

Los trenes comenzaron a traer gentes nuevas que venían tras de la perspectiva de algunos negocios y ya propietarios principiaron a rentar pequeños espacios para el establecimiento de carpas e improvisadas viviendas.

La presencia, de los Ferrocarrileros, la concentración de carros de transporte, la primer fábrica de hilados, todo el conjunto hizo que el centro de la población empezara a tomar una importancia que llevó a lugares lejanos la fama de Torreón, dada la rapidez de comunicaciones recién establecidas.
Un día de marzo de 1888 llegó a Lerdo, Don Adolfo Aymes precedente de Mapimi. Su cliente y amigo don francisco G. Álvarez lo invitó para que viniera a conocer el lugar donde se cruzaban las líneas de los Ferrocarriles Central e Internacional.

El movimiento ferroviario creció extraordinariamente, en la estación del Torreón creciendo las actividades comerciales y su naciente industria.
Imagen
Parrafo
Dice D. Pablo C. Moreno en su Torreón a través de sus Presidentes Municipales, que en 1888 el Gobernador del Estado de Coahuila Coronel D. José Ma. Garza Galán, nombró Juez Auxiliar del rancho o Congregación El Torreón a D. Epitacio Morales Díaz y duró en el cargo hasta 1890. Agrega, que antes habían ocupado el cargo Don Matías Andrade, D. José Banda, D. Francisco Javier Arellano, D. Leonardo Luna y D. Mateo Goitia.
Durante esa mismo lapso de tiempo, de 1888 a 1890, fungió como Jefe de Cuartel de la Congregación de El Torreón, Don Francisco Javier Arellano.
Desde luego que este rancho o Congregación de El Torreón, pertenecía legalmente al Municipio de Matamoros de la Laguna, Coahuila.,, del que fue separado junto con algunos ranchos que luego se mencionará para formar el Municipio de Torreón en 1893.

imagen
Decreto conel cual se exceptua por ocho años el pago de impuestos.
Este decreto es el que marca el desarrollo que logra la Villa y deja a Gomez Palacio y Lerdo, practicamente sin mucho crecimiento.
Noticia del Periodico La Idea de la Villa de Lerdo, 01 de Septiembre de 1892
imagen
imagen
imagen
1893 PRIMER PRESIDENTE MUNICIPAL (PROVISIONAL) DE TORREÓN, COAH
imagen
. D. ANTONIO SANTOS COY
imagen
Nombramiento como Presidente Municipal.
Archivo Estatal de Documentación, Ramos Arizpe.
Torreón pertenecía a Matamoros de la Laguna, Coah., pero dada su importancia, el Gobernador D. José María Garza Galán nombró el Primer Juez para el Rancho del Torreón, a D. Sebastián Paz y Suplente a Don Luis Arteaga, por Decreto de 13 de Abril de 1892.

Unos meses después, en ese mismo 1892, los colonos del Torreón animados por el Señor D. Andrés Eppen, hicieron gestiones ante el Gobernador del Estado de Coahuila D. José María Garza Galán, para que elevara a Villa al rancho que cada vez se poblaba más. Al efecto, el Gobierno estatal publicó el Decreto 520 expedido por el XII Congreso del Estado, fechado el 24 de febrero de 1893 y publicado el siguiente día, que en su Artículo Primero dice:
"Se Erige en Villa, con la denominación de el Torreón la población de este nombre, ubicada en el Municipio de Matamoros de la Laguna.
Artículo Segundo: Los términos jurisdiccionales del nuevo Municipio, serán:
por el Norte, Hacienda de la Concepción; por el Oriente, el cuadro de Matamoros; por el Sur y el Poniente, las líneas divisorias con el vecino Estado de Durango".
Siguen otros cuatro artículos de este Decreto relacionados con diversos asuntos. Lo firmaron en Saltillo, Coah., en el Salón de Sesiones del Congreso el 24 de Enero de 1893. Antonio Garza Zertuche, Presidente y Julio Martínez, Diputado Secretario. Se publicó por el Ejecutivo Coahuilense, el 25 de Febrero siguiente.
El 25 de Septiembre de 1893 el Gobernador Lic. José María Múzquiz, sustituto del Coronel Garza Galán, en cumplimiento del Decreto que creó la Villa, Instala el Primer Ayuntamiento, nombrado por el Gobernador Por el resto del año, o sean casi tres meses, ya que el acto se llevó a cabo el 3 de Octubre siguiente: el documento dice así:
"... El C. Gobernador en uso de las facultades que le concede el artículo Tercero del Decreto 520, de fecha 24 de febrero del presente año, en acuerdo de hoy ha tenido a bien nombrar las autoridades locales que deben funcionar Provisionalmente en la Villa de Torreón hasta el 31 de Diciembre del presente año, habiendo recaído los nombramientos en las personas siguientes;


Presidente: D. Antonio Santos Coy.
Primer Regidor: D. Juan Francisco Quiñónez
. Segundo Regidor: D. Silvano Méndez.
Tercer Regidor: D. Martín Moreno.
Síndico: D. José Ma. Arzave. ?
Tesorero: D. Hilario Hernández.
Juez Primero local: D. Cándido Daniel
Comandante de Seguridad Pública, D. Mariano S. Martínez. (E. Guerra)




D. Antonio Santos Coy, nació en Saltillo, Coah., el año de 1840. A los 17 años de edad, cuando se promulgó la Constitución de 1857, ya era Regidor en Saltillo. Su familia fue gente de holgados recursos económicos y ayudó mucho con sus dineros al Partido Liberal. Prestó su contingente tanto al General Zaragoza, como a Vidaurri y Zuazua.

En 1864 fue Regidor y luego Presidente del Municipio de Saltillo en 1867. El General D. Andrés S. Viesca, recibió un préstamo personal, que después pagó, del Señor Santos Coy, para movilizar sus fuerzas en 1866.
Durante la Administración del Coronel D. Victoriano Cepeda, el Señor Santos Coy fue Regidor, luego sirvió al partido porfirista.
En 1872, con rango militar, participó en la batalla de San Bernabé o el Topo. También fue Jefe Político de Sierra Mojada. Fue Diputado representando al Distrito del Centro. En 1884 fue Diputado postulado por el Partido Fusionista.
Por estar en desacuerdo con el Gobernador Garza Galán, cambió su residencia a Parras, de donde llegó a ser Presidente Municipal, hasta que el Gobernador sustituto Lic. D. José María Múzquiz, lo designó Presidente Municipal Provisional de Torreón, Coah., en 1893, cambiando su residencia a esta Ciudad, entonces Villa.
Terminada su gestión, fue nombrado Juez Primero local. Entonces la Villa de Torreón tenía 3,969 habitantes.
En el corto lapso de su Administración municipal, comenzó por hacer un anexo en la escuela que ya existía para niños, y una nueva para niñas. Se comenzaron a empedrar las primeras calles frente a la Estación del Ferrocarril;
se fundó el primer Casino que estuvo en un local de la Estación, el que también administró. Ejerció el comercio y otras actividades, pues era incansable y de un dinamismo sin límites y muy progresista.
Se efectuaron las elecciones para elegir al Primer Presidente Municipal, electo popularmente, resultando triunfador el Coronel D. Carlos González Montes de Oca.

imagen
Decreto cambio de Congregación a Villa.
Archivo Estatal de Documentación, Ramos Arizpe.
imagen
CORONEL D. CARLOS GONZÁLEZ MONTES DE OCA
imagen
1894 SEGUNDO PRESIDENTE MUNICIPAL (1° ELECTO POPULARMENTE.
De conformidad con lo previsto, se convocaron elecciones para Presidente Municipal de la Villa de Torreón, Coah., surgiendo varios candidatos. Por una
parte el Coronel D. Carlos González Montes de Oca, D. Manuel Azuela, D. Francisco A. Villanueva y D. Antonio Santos Coy, que era el Presidente Provisional. Todos eran personas de las más significativas, y al final de conversaciones, llegaron al acuerdo de apoyar todos al Coronel González Montes de Oca, quien, naturalmente, resultó electo para el período de un año, 1894, y tomó posesión de su cargo el 1 ° de enero de ese año citado, con el siguiente Cabildo y funcionarios:
Primer Regidor: D. Manuel Azuela.
Segundo Regidor: D. Francisco A. Villanueva.
Tercer Regidor: D. Pablo Tinoco.
Cuarto Regidor: D. Fernando Zataráin.
Síndico: D. Juan F. Quiñones.
Juez Primero: D. Juan Luis G. Sánchez.
Juez Suplente: D. Francisco Arzave.
Juez Suplente: D. Victoriano Reyes,
Juez Segundo: D. Francisco I. Campos.
Juez Suplente: D. José M. Arzave.
Juez Suplente D. Francisco Cebrián.

Todos rindieron el juramento de ley, tomaron posesión de sus respectivos cargos y comenzaron a trabajar en favor de la naciente Villa de Torreón.

¿QUIEN ERA EL PRIMER PRESIDENTE ELECTO POPULARMENTE?
El Coronel D. Carlos González Montes de Oca, había nacido en la Villa de Viesca, Coah., y sobre la fecha, nos dice D. Eduardo Guerra en su Historia de Torreón, que nació en 1848; y por otra parte el propio Coronel al firmar su testamento en 1912 dijo tener 75 años, lo que colocaría su natalicio en 1837. Hay una tercera versión de la Señorita Lic. en Historia, María Vargas Burgos, en su tesis profesional dice que, D. Carlos vio su primera luz el 31 de Diciembre de 1846, fecha que comprobó con el pasaporte en París, en 1916, y ese documento oficial sólo se expedía a los que podían presentar su acta de nacimiento, y por cuya razón yo me inclino a creer como cierta esta última fecha, la que dejaré por buena salvo prueba en contrario.
Era hijo de Don José González Hermosillo y Doña Trinidad Montes de Oca. Esta familia -dice la Licenciada Vargas-, se dedicaba a la Arriería, viajando desde Guadalajara, Jal., hasta San Antonio de Béjar en Texas. La familia González vivía en Jalisco y trasladó y fijó su residencia en Viesca, Coah., donde nació Carlos que era el menor de la familia. Sus hermanos mayores se dedicaban al transporte de mercancías utilizando carretas, de bueyes, y en varias ocasiones permitían a Carlos que los acompañara, por lo que creció consciente de lo duro de ese trabajo, pero con el atractivo de conocer los caminos del Norte.
Luego por la cercanía con la gran Hacienda de Hornos de D. Leonardo Zuloaga, se dice que estuvo en ella aprendiendo los secretos de la agricultura, juntamente con D, Carlos Herrera, D. Toribio Regalado, el Coronel Doroteo Rosales y el General D. Jesús González Herrera, que en aquellas fechas no tenían grado militar. Esto ocurría por el año de 1860.
A principios de 1865 el joven Carlos González se unió al grupo revolucionario de la Laguna, Matamoros, Viesca, etc., para hostilizar a las fuerzas francesas que combatían a Juárez. El 15 de Agosto de ese año -dice la Lic Vargas-, las gentes que acompañaban a Juárez se encontraban en el Paso, ya que el ejército francés había llegado hasta Chihuahua. De la Laguna surgió la necesidad de enviar una comunicación a Juárez, y Carlos González fue comisionado para esa misión, acompañado de cincuenta hombres para hacer el recorrido por caminos laterales y evitar los ataques franceses. Al destino de la comisión sólo llegaron la mitad de los hombres de González, pero él entregó el encargo y Juárez lo felicitó por su éxito.
El año de 1867 D. Carlos González fue adscrito a las fuerzas del General D. Mariano Escobedo, Jefe del Ejército del Norte, y en esa comisión le tocó ver en Querétaro la caída de Maximiliano, Miramón y Mejía, fusilados en el cerro de las Campanas.
En 1871. D. Carlos González se unió a las fuerzas que apoyaron el Plan de la Noria que acaudillaba el General Porfirio Díaz. En 1876, unido a las fuerzas de los Generales D. Gerónimo Treviño y D. Francisco Naranjo, apoyaron al General Díaz en su Plan de Tuxtec , y siguió con las armas en la mano hasta que Díaz subió a la Presidencia de la República. Pero antes de estas actividades ya había desempeñado, a principios de 1876 (lo de Treviño fue en agosto), el cargo de Jefe Político del Distrito de Viesca, y Jefe de las armas con el Tercer Grupo de Guardias Rurales en la Laguna.

SU MATRIMONIO.
E! 16 de febrero de 1882 contrajo nupcias el Coronel D. Carlos González Montes de Oca, con la Señorita María Fariño Jove, hija de Don Fernando Fariño y Doña Concepción Jove, familia con arraigo en Parras, Coah., y para esas fechas ya había sido Presidente Municipal de Matamoros de la Laguna, Coah., en 1880, y en 1881 el 20 de febrero fue nombrado Jefe Político de la Región Lagunera, con asiento en Matamoros, cargo que desempeñó hasta 1885.
Independientemente del cargo político, el Coronel González, sabía que la tierra era la que generaba la mayor riqueza, y la Laguna tenía tierras vírgenes y agua del Nazas para regarlas. Así pues, tomó en arrendamiento la Hacienda de "San Marcos", y por otro lado trabajó el Rancho de "San Esteban" desde 1879 hasta 1884.
LA FAMILIA: El Coronel D. Carlos González Montes de Oca tuvo por hermanos: D. Fernando, el mayor, y Doña María Ana González Montes de Oca que estuvo casada con D. Severiano Martínez.
SUS HIJOS: Don Carlos procreó con su esposa Doña María (que murió en 1911), según la información que me proporcionaron sus nietas Doña Leonor González Bourillón de Ruiz y Doña Beatriz González de Montemayor. Los hijos, pues, fueron: Doña María González Fariño casada con Don Andrés Villarreal;
Don Salvador González Fariño casado con Doña Herminia Lobo; Doña Ana González Fariño casada óon Don Adrián Berlanga; Don Carlos González Fariño casado con Doña Zoila Reyna; D. Fernando González Fariño casado con Doña Beatriz Navarro de la Garza; D. Ernesto González Fariño casado con Doña Magdalena Bourillón; Doña Concepción González Fariño casada con Don Eduardo Sánchez Viesca; Don Eduardo González Fariño casado con Doña Consuelo Gurza; D. Trinidad González Fariño, Don Roberto González Fariño y Don Ricardo González Fariño, que no dejaron familia.
Sigamos con las propiedades de Don Carlos González Montes de Oca:
adquirió de Don Mateo Lapatza la Hacienda de la Concepción, el 20 de Diciembre de 1883 en dos pagos de 17,000.00 cada uno, el primero en 1883 y el siguiente en 1884. El Coronel González dejó los ranchos que tenía arrendados de San Esteban y San Marcos, para dedicarse a la Concepción que ya era de su propiedad y donde levantó abundante cosecha de algodón. Para estar al cuidado de sus tierras, cambió su residencia a la Concha.
En 1885 envió a la Secretaría de Guerra su dimisión como miembro activo del Ejército, para dedicarse a sus asuntos particulares. El documento era de fecha 25 de abril y fue aceptado por la Superioridad, quedando con el grado de Coronel del Ejército Mexicano.
El 22 de Marzo de 1888, el Coronel González compró a D. Andrés Eppen, la manzana No. 6 del nuevo Fraccionamiento del Ferrocarril en Torreón, en la cantidad de $300.00 trescientos pesos que era e! precio fijado originalmente a cada manzana.
Esta es la página principal. Puedes modificar este párrafo realizando diferentes operaciones con él, como por ejemplo, editarlo, moverlo, copiarlo, eliminarlo...
imagen
EL FERROCARRIL
En el periódico El Siglo de Torreón del domingo 15 de Septiembre dé 1957, entre otras cosas, puede leerse lo que sigue: "...En 1889 el Ferrocarril Central construyó su Estación del Torreón, e inició la construcción del ramal a Monterrey, que en 1892 llegaba a Sacramento. En 1895 el Ferrocarril Internacional construyó otro ramal, que saliendo de la Estación de Hornos, en su línea troncal, terminaba en San Pedro de las Colonias, y en 1896 hizo el ramal a Tlahualilo. En 1900 se extendió la concesión del Ferrocarril Coahuila y Pacífico que proyectaba tender una vía de Saltillo a Mazatlán, pero que sólo llegó a Torreón. Estableció su Estación en terrenos que D. Carlos González Montes de Oca, había cedido para un Parque a la Villa, y que al final se traspasó al Ferrocarril cuya vía entraba por la Avenida Allende, inaugurándose en agosto de 1901, con la presencia de! Gobernador del Estado, Lic. D. Miguel Cárdenas".

El Coronel González era activísimo en el cultivo de las tierras. Sabemos que había adquirido la Hacienda de la Concha, en 1895 cuando el Ing. D. Manuel Lobo terminó de hacer los planos que le había encargado. Entonces tenía Once Haciendas y Ranchos que eran los siguientes: Hacienda La Concha y Ranchos Anexos, Hacienda deTriguillo, San Migue!, Albia, Hacienda La Partida, La Palma, El Perú, La Paz, Santa Fe, San Agustín, Terrenos entre los canales de El Coyote, Partida y Perú, y rectángulo a Matamoros, que daban un total de 9,991,630 hectáreas, de las cuales ya irrigaba 8,498,745 hectáreas. Las aguas procedentes de la presa el Torreón que irrigaban sus propiedades, eran conducidas por un canal de la Vega del Caracol con longitud de 18 kilómetros, con 31,530 litros de agua por segundo.
Al año siguiente (1896) en diciembre, el Coronel compró a Sommer, Hermán y Cía., un treinta y cinco por ciento de la Hacienda del Coyote, sin incluir el casco que tenía D. Andrés Eppen, con inclusión del canal del Coyote que conducía las aguas del Nazas para regadío de esas tierras. Quedaba incluido dentro de esta compra el Rancho el Torreón, con El Tajito, y además las Haciendas de la Purísima y Hormiguero, con las tierras fraccionadas que aún no había vendido el Señor Eppen.
El año de 1897 el Coronel González vendió el Rancho de El Torreón a D. Feliciano Cobián, reservándose para sí el Rancho de E/ Tajito que era por donde se encontraba el Tajo del Coyote que necesitaba para la irrigación de sus tierras. También dejó para sí una Franja del Fraccionamiento de la Villa de quinientos metros de ancho que comprendía de la Calle Ramón Corona a la Calzada Colón, así como la Paloma Azul y el Torreón Viejo. Esta operación se realizó el 10 de Marzo de 1898. Después compró el Señor González el Rancho de Bilbao y Santiago con cerca de diecisiete mil hectáreas.
imagen
LA PLAZA DE TOROS
Don Carlos era un hombre muy emprendedor y no podía faltar entre sus planes la construcción de una plaza de toros. Ya había funcionado provisionalmente una plaza de toros frente al Cuartel de la Fuerza Federal, dice D. Eduardo Guerra, y que manejaba como Empresario D. Francisco Arzave.
Fue el Coronel González, que asociado con D. Augusto de Aldama, D. Carlos Martínez y el Ing. José Farjas, iniciaron la construcción de una gran plaza, el 8 de Julio de 1901, siguiendo los lineamientos de la de Madrid, España. Fue inaugurada el 20 de Enero de 1902 con una gran corrida, cuyos toreros fueron el Sevillano Antonio Fuentes y D. Nicanor Villa "Villita". Estaba al final poniente de la Avenida Morelos.
El Coronel D. Carlos González encomendó al Ing. y Arq. D. Federico Wulff, la construcción de dos hoteles, el Salvador que se encuentra en la Av. Hidalgo y Valdés Carrillo, cuyo hermoso edificio es uno de los orgullos de Torreón, y el Hotel SanCarlos, por la Múzquiz y que ya desapareció.

SU TESTAMENTO Y MUERTE
El Coronel González Montes de Oca hizo su testamento en 1912 y al siguiente año salió para Europa, especialmente a España, habiendo permanecido, después de visitar algunos lugares, en Barcelona donde falleció el 17 de Agosto de 1917, habiendo sido sepultado en el Cementerio de las Cortes de Barcelona, donde reposan sus restos hasta la fecha.
El Coronel González fue uno de los hombres que más intervinieron en el desarrollo de Torreón a fines del Siglo pasado y principios del presente, cuando Torreón alcanzó su Mayoría de Edad, primero como Villa en 1893 y luego como Ciudad en 1907, También fue de los que más ranchos y haciendas tuvieron en esos años, pues al principiar el presente Siglo contaba con más de Diecisiete ranchos y haciendas en la Comarca Lagunera.
Se dice que era de carácter recio y eso se explica por el carácter militar de su juventud y madurez, cuando el hombre se forja con duras disciplinas de la milicia con los duros fragores de combates en los campos de batalla, y a ello hay que agregar el poder de la riqueza que se llega a acumular.
Torreón le debe mucho a este forjador del desierto y en reconocimiento, el R. Ayuntamiento presidido por el Lic. Hornero H. del Bosque Villarreal, 1979-1981, se le erigió, con su busto, un monumento en el Boulevard Constitución y calle Ramos Arizpe de esta ciudad de Torreón, Coah.

imagen
D. FRANCISCO A. VILLANUEVA

3° PRESIDENTE MUNICIPAL DURANTE CUATRO PERIODOS DE UN AÑO CADA UNO: 1895, 1896, 1897 y 1898.
Durante la Administración Municipal del Coronel D. Carlos González Montes de Oca, el Señor D. FRANCISCO A. VILLANUEVA, fungió como SEGUNDO REGIDOR en 1894, y como tal, en varias ocasiones despachaba al frente de la Presidencia, por ¡as varias ausencias del Presidente Sr. González y del Primer Regidor D. Manuel Azuela, sin que en esas ausencias se le considere como titular, y en una de ellas, en Septiembre de 1894 gestionó ante el Señor D. Andrés Eppen ?dice D. Eduardo Guerra?, "la cesión del terreno necesario para establecer en debida forma el Panteón Municipal..."
Pues bien, ya con la experiencia adquirida en las funciones administrativas, lanzó su candidatura para Presidente Municipal en el período de 1895 (eran de un año), resultando electo, tomó posesión del cargo el 1 ° de enero de ese año de 1895.
En virtud de que los archivos municipales perdieron documentos en la época revolucionaria, faltan algunos libros de actas de Cabildo y no pude comprobar quiénes fungieron como Regidores y Síndicos con el Señor Villanueva. Tampoco D. Eduardo Guerra en su Historia de Torreón, ni el Profr. Pablo C. Moreno en sus Presidentes Municipales, mencionan a los miembros del Cabildo, sino únicamente al Presidente Municipal. Es de suponerse, sin confirmarse, que tal vez algunos de sus compañeros de regiduría en la Administración del Coronel González, hayan seguido con él. |
En su primer año de Gobierno, y para saber con qué ciudadanía contaba su municipio, hizo levantar un censo el 20 de Octubre de 1895, resultando, en la Villa, la cantidad de 3,969 y en los ranchos de su jurisdicción 7,403, que dan un total municipal de 11,372 habitantes. Ya funcionaba para esas fechas, el Juzgado de Letras -dice Guerra- a cargo del Lic. Andrés S. Rivera, y juntamente el Registro Público de la Propiedad, que al declararse (a Villa de Torreón, dejaron de pertenecer a Matamoros, Coah.
Naturalmente que la obra del Señor Guerra es de suma importancia en los datos recopilados de aquellas fechas de la naciente Villa. Nos da la lista de los negocios agrícolas que ya operaban en 1895, como sigue; "Hacienda de la Concha; Ranchos San Agustín, la Concepción, San Rafael, Triguillos, la Joya; Hacienda Santa Fe; Ranchos de el Tajito, el Faro, San Luis, la Palma, San Miguel; Hacienda de la Paz; Hacienda de las Flores; Estación de Jimulco; Ranchos de la Trinidad, la Partida, Codornices, Candelaria, Santa María, Avila, San Antonio; Hacienda de la Perla; Congregación del Huarichi".
En todos estos ranchos y haciendas con miles de hectáreas de cultivos, se desarrollaba un intenso trabajo y muchos cientos de familias vivían del trabajo del campo.
El primer fraccionamiento del Ferrocarril, o sea de la Colonia, estuvo vendiendo lotes, manzanas y medias manzanas a distintos hombres que se interesaban en construir ya sus negocios o casas, y el Señor Eppen realizó durante 1895, las propiedades adquiridas por D. Gabino Calvo; D. Victoriano 0livares; D. Mariano Carvajal; Doña Francisca Segovia; D. Remedios Antúnez; D. Pioquinto Inungaray ,doña Francisca Ruelas Salazar; D. Natividad Chávez; D. Victoriano Olivares y D. Mónico Rodríguez.
Al finalizar el año de 1895, se efectuaron nuevas elecciones para renovar el R. Ayuntamiento de Torreón, Coah., resultando reelecto D. Francisco A. Villanueva para el período de 1896, efectuando la protesta de ley el 1 ° de enero de ese año,
Cuando se hizo el señalamiento de manzanas del primer cuadro, se señaló en el plano correspondiente la manzana No. 32 para instalar el mercado. Pero en esos tiempos resultaba alejado de la Estación del Ferrocarril el mencionado sitio y comenzó a instalar sus puestos de vendimias y eso obligó al Presidente Municipal a permutar la manzana 32 por la 19 que pertenecía a D. Federico Wuifí y a D. Bruno Hartzer, instalándose allí los comerciantes en un mercado provisional, con el nombre de El Parían, que inauguró el Presidente Villanueva el 16 de Septiembre de 1896.
Dice D. Eduardo Guerra que en vista de los deficientes servicios en la nueva Colonia, eran pasto sus moradores de variadas enfermedades, por lo que el Ferrocarril trajo al doctor D. Luis Pourquié, y otros vinieron a instalarse por su cuenta como el Dr. Pedro Aguirre Valdés, el Dr. David Ríos Zertuche, el Dr. Francisco A. Valdés, el Dr. Sam Lim, el Dr. Luis Pasquier y el Dr. Walter Neumann.
Durante 1896, los compradores de lotes en la Colonia, al Señor Edppen, fueron D. Agustín Soria, D. Luis del Río, D. Pablo Sifuentes, D. Jesús Valle, D. Epifanio Rodarte, D. Francisco A. Villanueva, D. Guillermo Giddens, Doña Dolores Vda. de Herrera, D. A. Marshall, D. W. Norton, W. Hasmmit, B. Lenfase y A. Bohier, D. Librado Cisneros Cantú, D. Librado Banda, D. Luis Ledere, D. Francisco Rodríguez y D. José Banda.
El Ayuntamiento compró al Sr. Eppen, en un precio simbólico de DIEZ PESOS, la manzana No. 56 en la que la Presidencia construyó un edificio para los usos del Cuartel de la Fuerza Federal de la GUARNICIÓN solicitada por las autoridades locales.
En ese mismo 1896, el 31 de Diciembre, el Coronel D. Carlos González Montes de Oca, compró el casco de la Hacienda de "EL TORREÓN" y sus anexos, que se describen en anterior capítulo.
Así se llegó al final de 1896 y se realizaron nuevas elecciones, resultando nuevamente reelecto el Sr. D. Francisco A. Villanueva para el período de 1897, durante cuyo año se desplegaron muchas actividades en negocios que promovían D. Joaquín Serrano, el Lic. D. Práxedis de la Peña, D. Ernesto Madero y el Ing. D. José Farjas, entre otros.
El desarrollo de la Villa seguía cada vez en aumento y el Señor D. Francisco A. Villanueva, se reeligió por otro período más, o sea el de 1898, en cuyo año se instalaron los primeros Bancos en Torreón, como el Banco de Coahuila, cuya gerencia manejaba D. Rodolfo J. García, el Banco de Londres y México con su Gerente D. D. Motta y otros más. ,
Durante la Administración del Señor Villanueva, se empedraron algunas calles de la Colonia frente a la Estación del Ferrocarril y lo mismo sucedió con la Plaza de Armas, que se llamó 2 de Abril, en honor a D. Porfirio Díaz; también se colocaron CIEN BANCAS DE FIERRO en dicha plaza.
Por el año de 1898 se constituyó (a Sociedad de) Tranvía Eléctrico, de Torreón, Lerdo y Gómez Palacio, integrando el Consejo de Administración los señores: Lie. José Sariñana, Presidente; D. Miguel Torres, Tesorero; D. Ulpiano Ruiz Lavín, Secretario y Vocales D. Luis Signoret y el Lic. D. José Zurita. El Lic. D. Manuel José Othón, ese gran poeta del Idilio Salvaje compuesto en Ciudad Lerdo, Dgo., gestionó las concesiones necesarias y preparó los contratos de concesiones entre Coahuila y Durango, en Marzo de 1898.
El hijo de D. Francisco A, Villanueva, fue el famoso Doctor Don Aquilino
Villanueva, que llegó a ser Jefe del Departamento de Salubridad en la Ciudad de México.
El mandato de sus Cuatro Períodos de un año cada uno, de 1895 a 1898, se terminó y en las nuevas elecciones resulto electo D. Luis Ma, Navarro Garza a quien entregó el poder el 1 ° de enero de 1899,
Para terminar este capítulo, diré que D. Francisco A. Villanueva era originario
de Mapimí, Dgo., y por el año de 1907 desempeñaba el cargo de Recaudador de Rentas del Estado, en la naciente Ciudad de Torreón.

imagen
D. LUIS MANUEL NAVARRO GARZA
4° PRESIDENTE MUNICIPAL DE TORREÓN, COAH. PERIODOS DE UN AÑO:
1899, 1900, 1901, 1902, 1903,1904 y 1905
Don Luis Manuel Navarro Garza, siendo Jefe Político de la Villa de Torreón, Coah., en 1898, lanzó su candidatura para Presidente Municipal y resultó electo, tomando posesión de su cargo el 1 ° de Enero de 1899, teniendo posteriormente SEIS Reelecciones consecutivas para períodos de UN AÑO, como luego veremos.
Pero antes de seguir adelante, mencionaré enseguida la Primera de esas, reelecciones efectuada el 17 de Diciembre de 1899, donde obtuvo la cantidad de 5,409 votos, con el siguiente CABILDO, que probablemente lo fue en su primer período, sin poder confirmarlo por falta de datos. Los que estoy mencionando los obtuvo su nieta Beatriz González de Montemayor, de los archivos de Saltillo, Coah., siendo el siguiente Cabildo:

PRIMER REGIDOR: Lic. D. Manuel Garza Aldape.
SEGUNDO REGIDOR: D. Adolfo N. Rodríguez.
TERCER REGIDOR: D. Lucio Arteaga..
CUARTO REGIDOR: D. Julio Beggs
QUINTO REGIDOR: D. Francisco Garza Tijerina
SEXTO REGIDOR: D. Antonio García.
SINDICO PRIMERO: D. Francisco Valdés.
SINDICO SEGUNDO: D. Daniel Ríos Zertuche.
JUEZ PRIMERO LOCAL: D. Roque J. Rodríguez.
JUEZ PRIMERO SUPLENTE: D. Guillermo Valencia.
JUEZ SEGUNDO SUPLENTE: D. Zenaido Torres.
JUEZ SEGUNDO LOCAL D. Francisco Urquizo.
SUPLENTE PRIMERO: D. Manuel S. Ballesteros.
JUEZ SUPLENTE SEGUNDO: D. José Manuel Arzave.

Don Luis Manuel Navarro Garza, nació en la Hacienda de Peyotes del Municipio de Rosales, actualmente Villa Unión. Se radicó en Parras de la Fuente o Santa María de las Parras, Coah., donde contrajo matrimonio con la señorita Doña Lucinda de la Garza, con la que procreó 12 hijos: (2 de ellos fallecieron pequeños), siendo los siguientes:
Luis Navarro Garza, Lucinda Navarro Garza, Esther Navarro Garza, Julio Navarro Garza, Victoriano Navarro Garza, María del Refugio Navarro Garza, Aurelio Navarro Garza, Blanca Navarro Garza, Beatriz Navarro Garza y Guillermo Navarro Garza.
Vivía Don Luis Manuel en Parras de la Fuente dedicado al comercio y los negocios particulares cuando lo envolvió el remolino de la política, cuya efervescencia se debatía fuertemente en Coahuila, y particularmente en el año de 1884 en que la lucha por el poder Estatal alcanzó grandes dimensiones hasta llegar el caso de que había dos Gobernadores al mismo tiempo, como veremos en seguida.
El Lic. D. Blas Rodríguez, terminó un período de Gobernador el 31 de Diciembre de 1883 -dice D. Vito Alessio Robles-, y prolongado hasta el 1° de Marzo de 1884; subió al poder D. Evaristo Madero, del 1° de Marzo al 1° de Mayo del mismo año (1884); luego le sucedió en la Gubernatura D. Francisco de P. Ramos, con el carácter de Provisional del 1 ° de Mayo al 29 de Agosto del mismo año; de ese día 29 de Agosto hasta el 20 de Noviembre (1884) estuvo en el Poder el Lic. D. Práxedis de la Peña; y a partir del 20 de Noviembre hasta el 15 de Diciembre del mismo año, estuvo en el Poder el Diputado D. Telésforo Fuentes, designado por la Legislatura "Falconista".
Pero había otra COALICIÓN fusionada de políticos que designaron Gobernador a D. LUIS MANUEL NAVARRO GARZA, sin reconocer a D. Telésforo. Le hicieron llegar el nombramiento al Señor Navarro que estaba en Parras, y al aceptar, se dirigió inmediatamente al lugar denominado "Anhelo" donde estaban los miembros de la "Fusión", y se hizo cargo del mando, y simultáneamente, mientras había un Gobernador en Saltillo, el Señor Navarro firmó un Decreto el 25 de Noviembre de 1884 ESTABLECIENDO LOS PODERES DEL ESTADO EN "PAREDÓN", COAH..
Muy pronto terminaría este estado de cosas IRREGULARES, porque el Senado de la República después de analizar el asunto, declaró a Coahuila en estado de "Sitio" con fecha 12 de Diciembre del mismo 1884, nombrando el Ejecutivo Federal a un Gobernador Provisional que fue el General D. Julio M. Cervantes, quien asumió el cargo el 15 de Diciembre de 1884 hasta el 15 de Febrero de 1886, fecha en que tomó posesión el triunfador en las elecciones convocadas y que fue el Coronel D. José Ma. Garza Galán, que asumió el mando del 15 de Febrero de 1886 a! 15 de Diciembre de 1889.
Al asumir el poder e! Gobernador Garza Galán, nombró a D. Luis M. Navarro como Jefe Político de los Distritos de Parras y de Viesca, y poco después asumió el cargo de Presidente Municipal de Parras, Coah., cuyo puesto desempeñó hasta el 17 de enero de 1898.
Con los progresos alcanzados por la Villa de Torreón, para 1898 el Gobierno creó la JEFATURA POLÍTICA DE TORREÓN, para la que fue nombrado el Sr. D. Luis M. Navarro que había demostrado su capacidad y energía para el desempeño del nuevo cargo, del que tomó posesión en enero de ese año.
Una de sus primeras preocupaciones como Jefe Político, que funcionaba, independientemente del Presidente Municipal, representando al Estado, fue la de dotar a la primitiva colonia del Ferrocarril!, de una nomenclatura adecuada para sus calles y avenidas, y de acuerdo con las opiniones de la gente importante de la Villa, les asignó los siguientes nombres a las calles de Norte a Sur y a las Avenidas de Poniente a Oriente, como sigue:


CALLE VIESCA: En honor del General D. Andrés S. Viesca.
CALLE MUZQUIZ: Para honrar la memoria del General D. Melchor Múzquiz, coahuilense distinguido que había sido Presidente de México.
CALLE RAMOS ARIZPE: En honor del Chantre Don Miguel Ramos Arizpé, diputado Coahuilense que asistió a las Cortes de Cádiz, España, en 1812.
CALLE JUAN ANTONIO DE LA FUENTE: Cuyo nombre correspondía al coahuilense que llevó ese nombre y fue Ministro de Juárez y gran diplomático.
CALLE ZARAGOZA: En honor del coahuilense distinguido, vencedor de los franceses en la batalla de Puebla el 5 de Mayo de 1862, D. Ignacio Zaragoza.
CALLE VALDES CARRILLO: En honor del distinguido coahuilense D. Antonio Valdés Carrillo, fundador del Ateneo Fuente.
CALLE CEPEDA: En honor del varias veces Gobernador de Coahuila, D. Victoriano Cepeda.
CALLE RODRÍGUEZ; En honor del también Gobernador de Coahuila, D. Santiago Rodríguez.
CALLE ACUÑA: En honor del gran poeta coahuilense, Manuel Acuña.
CALLE BLANCO: Recordando al distinguido coahuilense que fuera Ministro de Juárez, General D. Miguel Blanco.
CALLE FALCON: En recuerdo del famoso guerrillero coahuilense de la época de la Intervención, D. Anacleto Falcón.
CALLE TREVIÑO: En recuerdo de! General D. Gerónimo Treviño.
CALLE ILDEFONSO FUENTES: Nombre del guerrillero de la Reforma y de cuna coahuilense.
CALLE LEONA VICARIO: En recuerdo de la heroína de la Independencia, de ese nombre.

AVENIDAS.

AVENIDA FERROCARRIL: Que partía paralela a la vía del Ferrocarril!. AVENIDA HIDALGO: En recuerdo del Padre de la Patria D. Miguel Hidalgo y Costilla. AVENIDA JUÁREZ: En honor del Benemérito de lasAméricas, Lie. D. Benito Juárez.
AVENIDA MORELOS: En recuerdo del héroe de la Independencia D. José Ma, Morelos y Pavón.
AVENIDA MATAMOROS: En recuerdo del Cura de la Independencia, D. Mariano Matamoros.
AVENIDA ALLENDE: En recuerdo del Caudillo de la Independencia, Capitán Ignacio Allende.
AVENIDA ABASÓLO: En recuerdo del Caudillo de la Independencia, Capitán D. Mariano Abasólo.
AVENIDA OCAMPO: En recuerdo del Ministro de Juárez, D. Melchor Ocampo. Fueron 14 calles y 8 avenidas, (Datos del libro de D. Eduardo Guerra).
El nuevo Presidente Municipal era muy activo y apoyó el crecimiento de la Villa. El Gobierno del Estado, a través de la Legislatura, concedió a D. Rafael Aguirre la excención de impuestos para instalar una PLANTA DE LUZ. El Señor Aguirre traspasó esos derechos con la franquicia a los activísimos D. Joaquín Serrano y al Ing. D. José Farjas, quienes instalaron la maquinaria necesaria y se inauguró el servicio el 15 de Septiembre de 1899.
Al finalizar ese año se celebraron las elecciones para Presidente Municipal para el período de 1900, resultando REELECTO el Señor Navarro que rindió la protesta de ley el 1° de enero de ese año.
Una de las primeras actividades de 1900, fue la de levantar un CENSO de población para saber con cuántos elementos humanos contaba la Villa con sus rancherías. En la población, había 13,845 habitantes y con la inclusión de las rancherías, alcanzó un total de 23,190 habitantes.
LA FUNDICIÓN METALÚRGICA se instala en Torreón y viene a dar un gran impulso al desarrollo económico de la Villa cuya principal actividad era la agrícola y ahora se le agregaba la industrial. "El 31 de Diciembre de 1900 y el 5 de Junio -dice Guerra- de 1901, se extendieron las escrituras de compra de los terrenos que ocuparían los edificios y fundición. En junio de 1901 se constituyó la Compañía, cuyo Consejo de Administración quedó formado de la siguiente manera: D. Ernesto Madero, Presidente; el Coronel D. Carlos González Montes de Oca, Vicepresidente; Lic. D. Práxedis de la Peña, Secretario; Lic. D. Pedro Torres Saldaña, Tesorero y los siguientes VOCALES:
D. Evaristo Madero, Tomás Mendirichaga, Lic. Frumencio Fuentes, Pómulo Larralde y Joaquín Serrano, siendo Comisario Don Joaquín Villegas. "Además en ese 1900 se construyó la Fábrica de jabones de la UNIÓN, S.A., con el Ing. D. José Farjas como representante, formando luego el Consejo de Administración con D. León Signoret, como Presidente; Don Juan Salcedo, de Vicepresidente; D. Joaquín Serrano y D. F. M. García, Vocales; D. Rodolfo J. García, Comisario; Secretario del Consejo y Director General, D. Fernando Doucet". (Guerra).
Para el período de 1901, al igual que los de 1902, 1903, 1904 y 1905 D. Luis Manuel Navarro Garza, fue reelecto y en sus administraciones consecutivas, de un año cada una, se impulsó mucho el establecimiento de negocios comerciales e industriales, como jaboneras, hilados y tejidos, metalúrgicos, etc. El Presidente Municipal no cobraba ningún sueldo ni los miembros del Cabildo, y fue hasta 1901 cuando se acordó, que para el siguiente año comenzaran a cobrar, asignándose un sueldo al Presidente Municipal de $75.00 SETENTA Y CINCO PESOS MENSUALES.
Así para principios de siglo, operaban entre otras muchas negociaciones, las siguientes: Buchenau y Compañia: Julián Lack: Agustín Vitorero, Compañía Mercantil de Torreón; Feliciano Chavot; Feliciano Cobián, Dodson Manufactur-ing Co.; Waters Pierce Oil Co.; García Hermanos; Pablo Schugat; Y Muchos Más.
En el "ÁLBUM DE LA PAZ Y DEL TRABAJO", editado en 1910 para celebrar las tiestas del CENTENARIO de la Independencia de México, se mencionan hombres de empresa de toda la República Mexicana' y al referirse al Señor Navarro de Torreón, Coah., dice, entre otras cosas, lo que sigue:
"...Sin embargo mandó derrumbar un sinnúmero de barracas que existían y dio a los habitantes de ellas, nuevos alojamientos".
"Muchas de las calles en número de 5 kilómetros, las mandó empedrar y sus embanquetados fueron bien arreglados con lo que dio a la población bonito aspecto".
"En la plaza 2 de Abril (hoy plaza de Armas), se repuso todo el pavimento, enladrillándose nuevamente, se dotó de sotas y se construyó el kiosko, importando este cuatro mil y tantos pesos".
"Sobre los tajos mandó construir puentes de madera y tres de bóveda, dejando en obra otros más".
"Dotó a la Ciudad (entonces era Villa) con un molino para nixtamal".
"Construyó una noria bastante productora de agua para regar la plaza principal y calles de la ciudad, movida por vapor".
"Para la pavimentación de las calles se compró un rodillo aplanador en 4,500.00 ORO AMERICANO.
"Dotó a la Alameda con una máquina para sacar agua y regar. Compró tres carros regadera para el riego de las calles de la ciudad, y para la limpia y aseo los carretones necesarios con tiros de buena mulada".
"Uniformó a la policía tanto de a pie como de a caballo".
"La cárcel importó al Municipio la suma de $30,000.00. Su servicio está desempeñado por los empleados necesarios".
"La Comandancia o Cuartel de Gendarmería sacó un costo de $15,000.00".
"...Se construyó un bordo de defensa en la margen derecha del Río Nazas para librar a la población de alguna fuerte avenida de dicho río que pudiera causar una inundación". También durante su mandato hizo las gestiones necesarias para que se constituyera la primitiva Empresa Abastecedora de Agua y Drenaje, de la que fue Socio Fundador, con una acción, levantándose el Acta Constitutiva de la mencionada Empresa que fue protocolizada por un Notario Público de Saltillo, Coah., en 1903.

imagen
LIC. D. BENITO FLORES MARTÍNEZ
1906 QUINTO PRESIDENTE MUNICIPAL DE TORREÓN, COAH.
Transcurridas las elecciones para Presidente Municipal de Torreón, afínales de 1905, para el período de un año, 1906, resultó triunfador el Lic. D. Benito Flores Martínez, tomando posesión del cargo el 1 ° de enero de 1906, con el siguiente Cabildo:
Primer Regidor: D. Carlos Martínez.
Segundo Regidor: Lic. D. Onésimo Cepeda.
Tercer Regidor: Dr. D. Salomé Garza Aldape.
Cuarto Regidor: D. Francisco Larriva.
Quinto Regidor D. Rodrigo Aguirre y Campos.:
Sexto Regidor: D. Juan Eugenio Cárdenas.
Síndico Primero: Lic. D. Mauro A. Sepúlveda.
Síndico Segundo: Lic. D. Manuel E. Arteaga.
Secretario del Ayuntamiento: Lic. D. Ladislao Castro.


Veamos lo importante que fue el Lic. D. Benito Flores Martínez, nacido en Villa de Fuentes, Coah., el 21 de Marzo de 1868, realizando sus estudios primarios en escuelas del lugar de su nacimiento; los estudios secundarios y preparatorios en el glorioso Ateneo Fuente de Saltillo y los profesionales de abogado en la Ciudad de México.
Durante su fructífera vida de profesionista desempeñó muy importantes cargos. Primero fue Juez, después estuvo de Magistrado, siendo llamado luego a la Suprema Corte de Justicia de la Nación como Magistrado; luego desempeñó el cargo de Agente de la Comisión General de Reclamaciones entre México y los Estados Unidos; luego Delegado ante la Comisión México-Británica de Reclamaciones; luego el Gobierno de la República lo envió ant6 el Congreso Panamericano en las Conferencias sobre Conciliación y Arbitraje para prevenir la guerra; fue Miembro ante el Tribunal de Arbitraje de la Haya;
fue Gobernador del Distrito Federal; Primer Presidente del Jurado de Penas Fiscales; fue Sub-Secretario de Industria, Comercio y Trabajo; es autor de El Juicio de Amparo en el Derecho Mexicano-, La Conciliación y el Arbitraje en el Continente Americano.
Ya como Presidente Municipal de Torreón el Lic. Flores, se dio a la tarea de realizar las más posibles obras materiales que lograra en un año que era el período de administración Municipal. Celebró un contrato con el Ing. D. Andrés L Farías para pavimentar los corredores de la Plaza 2 de abril, después Plaza de Armas.
Al llegar el 21 de Marzo de 1906, se cumplió el Centenario del nacimiento del Lic. D. Benito Juárez y el Gobierno Federal por conducto del Congreso, declaró FIESTA NACIONAL para celebrarse en toda la República Mexicana; el Presidente Municipal de Torreón ordenó que se organizaran festejos digno? del acontecimiento. (Además era también su cumpleaños) Se organizaron conferencias, recitales poéticos, verbenas populares y un baile de gala, todo esto dentro de las posibilidades de la VILLA, ya que Torreón todavía no alcanzaba el rango de ciudad.

Como las actividades comerciales y agrícolas crecían rápidamente, el Lie. Flores Martínez consideró que era conveniente la formación de una Junta de Mejoras Materiales con las gentes más importantes y progresistas, quedando de la manera siguiente:

Presidente: D. Mauro de la Peña Sr.
Vicepresidente: D. Eustaquio Campomanes.
Secretario: Lic. D. Mariano González.
Pro-Secretario: D. Agustín Vitorero.
Tesorero: D. Guillermo B.Michel.
Comisario: Ing. D. Federico Wulff.
Vocal: D. Carlos González D.
Vocal: D. Feliciano Cobián.
Vocal; D. Simón Lack.
Vocal: Ing. D. Andrés L. Farías.
Vocal: D. Feliciano Chabot. D. .
Vocal; Isaac A. Porter.
Vocal: Francisco J. Lozano.
Vocal: Pablo C. Moreno.

Como ocurría con cierta frecuencia algunas indundaciones en la villa de Torreón por las crecientes del río Nazas, el presidente Lic. Benito Flores Martínez sostuvo pláticas con los dueños de las presas del Coyote para que cooperaran a la construcción de un bordo de protección, quienes mostraron buena voluntad y pusieron manos a la obra que encomendaron al Ing. D Leandro Pescador en Noviembre de 1906, y que comprendía desde el puenta del ferrocarril eléctrico hasta las compuertas de la presa del Coyote.
Otra importante obra que se debe a esta administración fue la construcción del MERCADO JUÁREZ , terminando los trabajos al finalizar el año.
El Lic. D. Benito Martínez falleció en la ciudad de México a la edad de 75 años en 1943.

imagen
Fotografía tomada del periódico La Idea de la Villa de Lerdo del 1° de Octubre de 1892 num 15 pag. 03
imagen
imagen
Noticias del Periódico La Ide de la Villa de Lerdo, 15 de Mayo de 1900. pag 02
imagen
     
     
   
Escríbeme
Para más información